miércoles, 9 de diciembre de 2015

Mi niño cumple 4, y yo también

El día 6 Pablo cumplió 4 años, ya muy mayor, como dice él. Pero para mí es mi bebé, y creo que siempre lo será. Mis dos hijos son lo más grande que tengo, qué os voy a contar que no sepáis y sintáis, pero el mayor para mí es muy especial.

No sólo era su cumpleaños, también era el mío, mi cumple como mamá. Me sentí muy extraña, feliz, muy feliz de que mi peque crezca fuerte y sano, alegre y juguetón, con carácter, mucho carácter que hemos de domar.

De Mamis, mi niño cumple 4


El día antes lo celebramos con una primita (no sé realmente como se llama el parentesco, es hija de una prima de mi marido) que es casi de su edad, y lo pasó en grande, tanto que se quedó a dormir en casa, ¡era la primera vez que alguien lo hacía y él y su hermano se sentían felices y emocionados…por unas horas fuimos familia numerosa!! ¡Cómo os admiro jajaja!

De Mamis, mi niño cumple 4


El día 6 íbamos a celebrarlo como todos los años con abuelos, tíos y primos, pero fue un desastre, no vino nadie, abuelos indispuestos, tíos y primos de viaje…total que decidimos posponerlo. Pero fue un día muy bonito, despertarse con su primita, estar con ella hasta la hora de comer que vinieron a buscarla, ver los regalos que tenían preparado papá y mamá (un libro precioso y una bici con pedales…que ya tiene 4 años), estar los 4 juntos, montar el pesebre…

Yo tuve un día paralelo, mi cabeza estaba con ellos, y conmigo misma. No sé cómo describirlo, fue muy especial. Desde que me enteré que estaba embarazada de él la vida me cambió por completo, no sólo cambié yo por el hecho de saber que estaba gestando a un bebé, sino que justo antes de nacer me comunicaron el despido, y así se acabó mi carrera profesional en el sector que estaba, no sé si la retomaré, 4 años fuera igual es mucho… Han sido 4 años intensos, creciendo como persona, reinventándome como profesional, aprendiendo día a día como solucionar pequeñas y grandes cosas, atrás quedaron mis inseguridades, porque ser madre me ha cambiado, me ha hecho más fuerte, atrás quedaron mis complejos tontos, porque ahora sé que es lo importante,… pero me queda mucho por aprender.

A veces siento que no estoy a la altura, que no llego a cubrir las necesidades de mis dos hijos, mi marido dice que le doy muchas vueltas a las cosas, yo creo que no, que quiero ser lo mejor posible para mis hijos, quiero crecer con ellos, nadie te enseña cómo educar, hay muchas teorías pero cada niño es un mundo, y hay que buscar el equilibrio, y eso a veces no es fácil.

Estoy feliz de la familia que tengo, crecemos juntos día a día. Y mi pequeño siempre será mi pequeño, él dice que soy su princesa y sé que eso cambiará, dejaré de ser su princesa y la encontrará fuera de casa…pero para mí siempre será mi príncipe y caballero, por muchos años que cumpla.

Ya veis, no lo puedo evitar, me pongo sensiblona con estas cosas. Y ahora tengo 3 días para preparar su fiesta con los amigos del cole, así que aquí os dejo que me quedan muchas cosas por hacer.


Un abrazo

8 comentarios:

  1. ¡Qué bonita tu reflexión, Paloma! La verdad es que son tb nuestros cumples como madres y eso nadie lo tiene muy en cuenta, aparte de nosotras. A mí me paará en enero cuando Rosquis cumpla 2 añitos...Nadie nos prepara para ser madres y siempre nos parecerá no hacer lo suficiente por ese complejo de culpa que nos hace tener esta sociedad patriarcal, tremendamente "machista" áun hoy en día, pero tú eres la mejor madre para Pablo y para Teo, nunca lo olvides. besitos y enhorabuena a los dos!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sonia mil gracias por tus palabras...ya pronto te llega a ti :) Un besote enorme, aprendiendo día a día a ser mamis

      Eliminar
  2. Felicidades a la mami y al chico mayor. Yo te entiendo. Cuando nace el primero entramos en una nueva vida :D

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias guapa! una nueva vida fantástica :) Besotes

      Eliminar
  3. Y aunque sea con retraso, felicidades a los dos. a ti por ser mami y a él por cumplir años. La vida nos lleva a sentir grandes momentos y el nacimiento y posteriores cumpleaños de nuestros retoños son así. Solo por estar preocupada por sentir que no estás a la altura, ya denota que sí lo estás, esa preocupación no la tienen todas las madres y preocuparse y estar siempre alerta es cosa de unas pocas :)
    Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Aix qué palabras más bonitas, muchas gracias de corazón. Me cuesta creer que hayan madres que no se preocupen... :( qué penita. Un besote

      Eliminar
  4. Que bonito, me has emocionado! Seguro que siempre, de alguna manera serás su princesa..no.sé en que trabajabas pero..despedirte a punto d dar a luz..que gentuza!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Lía! Gracias por pasarte por mi blog. Ojalá siempre me quiera y me respete. Espero que este mágico lazo que tenemos no se rompa nunca. Respecto a lo otro, ya pasó, pasado está :) Un beso

      Eliminar