miércoles, 8 de octubre de 2014

Nuevos Retos


Madre mía! Hace meses que no entro en el blog, y no será por falta de ganas!... No sé si os ocurre, pero a veces en casa entramos en rachas incontrolables. No se duerme, no se para. Y con las laaaargas vacaciones por en medio, es difícil encontrar un rato para una, un rato de paz, donde poder concentrarse sin oír "mamiiiiiiii", o llantos, o ruidos extraños que no sabes de dónde proceden. 

Soy una persona muy metódica, y desde que soy madre he tenido que aprender a improvisar, a arreglármelas como puedo, vamos, a adaptarme al medio (al medio loco e imprevisible) de mi casa. Yo lo intento, intento poner buena cara a las adversidades, pero he de reconocer que muchas veces me entra ansiedad cuando no consigo hacer lo que me propongo, así que conociéndome, decidí aparcar el blog (muy a mi pesar) hasta que pudiera dedicarle un tiempo de calidad. Por eso lo he tenido tan abandonado.

Ahora empiezo una nueva etapa. Una fase de mi vida nueva para mi. Quiero, necesito ampliar mi mundo. Ahora me siento capaz, tengo energía para emprender nuevos objetivos, nuevos retos y compaginarlo con mis tres amores.

La fase de mamá a tiempo completo me ha encantado. Creo que con el tiempo la recordaré con mucha dulzura. Pero he de reconocer que es una fase dura. mis peques se llevan 23 meses, así que imaginaros...y los dos con "mamitis". Papi es el mejor para jugar, pero mami es la que los a de bañar, vestir, dar de comer, y como no, la que los tiene que atender cuando se despiertan en mitad de la noche ( y no son pocas las veces).  Esta repartición de roles no la he escogido yo, os lo aseguro, creo que debería estar más repartida la cosa, pero está claro que en nuestro caso la cosa es así. Y en el fondo me enternece pensar que despierto en ellos algo mágico.

Han empezado el cole y la guarde, y yo empiezo a organizar mi vida laboral que la tenía abandonada. Reconozco que soy de esas personas que necesitan tener ese rincón lleno. La realización personal está muy bien, pero en mi caso, va muy ligada a la realización profesional. Y ahora es el momento de formarme y emprender nuevos retos.



Me gustaría compartir con vosotras algo que me inquieta un poco... Me siento un poco mal por tener esta necesidad. Admiro a esas mamis que están disfrutando tanto de la maternidad en dedicación exclusiva, que se sienten totalmente realizadas, que no necesitan nada más, con eso tan generoso y, a veces duro, son felices. Y no es que yo no lo sea, es que necesito algo más... Mis prioridades son claras, mis hijos, pero también me gusta realizarme fuera de casa. 

Y una confesión, la casa se me cae encima!! Cuidar de ella es de las actividades menos agradecidas que hay. Os habéis fijado cuánto dura limpia y ordenada. En mi casa, nada más entrar los niños por la puerta ya hay migas de galletas, palitos, pan, arena del parque, babitas del peque que está con los dientes, juguetes por aquí y por allá... No dura NADA.

Os pasa lo mismo, o soy un "bicho raro"?

Espero poder compaginarlo todo y seguir en contacto con vosotras, a las que tenéis blog retomaré mis ratitos para leeros y a las que no, animaros y compartid vuestros comentarios.

Un abrazo!









4 comentarios:

  1. Que vas a ser un bicho raro!!! A mí me pasa exáctamente lo mismo punto por punto. Odio las labores del hogar y las hago con mucha desgana. A los dos minutos de estar mis príncipes en casa ya está deshecho todo lo que había hecho por la mañana. A veces me da tanta rabia que los pongo a recoger o "limpiar" para que vean que cuesta una esfuerzo.

    Me encanta ser mamá, pero tengo claro que ante todo soy persona y necesito aficiones, metas, sueños, retos... Qu eno tiene nada que ver con mi vida familiar. Es normal y hasta recomendable. Desgraciadamente, la etapa de mami 24 horas no dura toda la vida. En diez años, o menos, pasaremos a un segundo plano y los protagonistas de las vidas de nuestros hijos serán sus amigos. Entonces tendremos un montón de tiempo libre y, si hemos extinguido nuestras inquietudes, no sabremos en qué invertirlo.

    Me parece genial que empieces a pensar en ti misma y en lo que te gusta a ti como Paloma y no a ti como madre.

    Ya nos contarás :D

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mil gracias! No te imaginas cómo agradezco tu comentario. Después de estar tanto tiempo en casa, salir del cascarón y pensar en mi me da un poquito de miedo...ya ves! Gracias de corazón. Un abrazo ;)

      Eliminar
  2. Paloma , yo me dí cuenta de tu ausencia , creo que te envié un correo y todo.
    Es normal todo cuanto dices y he pasado igual que tú por ello . Los primeros años de los niños son superabsorbentes , pero es que nos necesitan al completo y por lo menos yo ,no me lo quería perder porque no vuelve .En mi caso ya pasó , los míos con 13 y 10 años , ya es diferente , ya me queda tiempo para mí , para hacer lo que me gusta : nadar en la piscina, hacer ejercicio en el gimnasio , escribir, leer , ir a conferencias , talleres y cursos , estudiar . Aunque como madre sigo al pie del cañón con los deberes , trabajos y exámenes , ya ellos son más independientes , y también en mi casa ¡ Mami es para todo!.
    Todos los días les recuerdo que yo aparté mi vida profesional como Ingeniera en una empresa , que vivía más en ella que en mi casa , pero fue mi decisión porque no tenía sentido en estar trabajando para pagar a alguien que cuide a tus hijos , aparte de que podía hacerlo, y por todo eso , quiero que se me valore en su justa medida y exijo mi tiempo , hay días que se reúne exámenes de uno y de otro y no voy a nadar y estoy que me falta algo y ellos me dicen :¡Mamá , marcha a la piscina, que ya lo sabemos todo! , se preocupan por mí de que yo haga lo que deseo. Aunque como bien dices ya no hay un orden , ni método ni organización rígida , todo va según vaya surgiendo.
    Te ánimo a comenzar haciendo algo que te guste , o quizás algo que nunca habías hecho antes , el salir un rato y compartir con otros una actividad es de lo más revitalizante. Yo me apunté a un club de lectura que nos reunimos cada 15 días , voy a conferencias en la universidad , en fin, lo que aparezca , pero regreso a casa con ganas y despejada.
    ¡Bienvenida!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Seoane!! Me alegra saber de ti. Siento no haberte contestado al correo, pero he buscado y requetebuscado y creo que no le he recibido :( ...En fin, ahora volvemos a estar en contacto.

      Es cierto, cuando te ausentas un rato de casa-niños, regresas con más ganas, es como si hubiéramos recibido una dosis de oxígeno.

      Ya te contaré que tal este segundo intento (empecé queriendo ir a correr, y creo que he salido 3 días desde mayo...). E imagínate, este lunes tengo un curso, y hoy han vuelto a diagnosticar a mi pequeño Teo de bronquitis, así que a buscarme la vida para el lunes que no podrá ir a la guarde... Es que no falla jajajaja.

      Un abrazo, estamos en contacto.

      Eliminar